Frases de Tácito


58 frases de Tácito


Cuando gozamos de salud, fácilmente damos buenos consejos a los enfermos.


Cuánto más corrupto es el estado, más leyes tiene.


A la rapiña, el asesinato y el robo los llaman por mal nombre gobernar y dónde crean un desierto, lo llaman paz


El poder conseguido por medios culpables nunca se ejercitó en buenos propósitos.


Las libertades y los amos no se combinan fácilmente.


La naturaleza concede libertad hasta a los animales.


Los peores enemigos son los que aprueban siempre todo.


Es más santo y reverente creer en las obras de Dios, que profundizar en ellas.


Para quienes ambicionan el poder, no existe una vía media entre la cumbre y el precipicio.


La verdad se robustece con la investigación y la dilación; la falsedad, con el apresuramiento y la incertidumbre.


En un espíritu corrompido no cabe el honor.


El poder nunca es estable cuando es ilimitado.


A las mujeres les está bien llorar, a los hombres recordar.


Es un error de la maldad humana alabar siempre el pasado y desdeñar el presente


Un gobierno democrático se halla próximo a la libertad; el de unos pocos, se halla próximo a la tiranía


El autor de este nombre cristianos fue Cristo, el cual, imperando Tiberio, había sido ajusticiado por orden de Poncio Pilato, procurador de la Judea


Todos reclaman los éxitos pero los fracasos se imputan a uno solo


Mejor una muerte honrosa que una vida sin honor


Comenzó por regir su casa, lo que, para la mayor parte de los hombres, no es menos arduo que gobernar una provincia.


De lejos es mayor el respeto.