Frases de Jean Baptiste Alphonse Karr


38 frases de Jean Baptiste Alphonse Karr


La amistad entre dos mujeres comienza o acaba por ser un complot contra una tercera.


Los amigos: una família cuyos individuos se eligen a voluntad.


Estar enamorado significa exagerar desmesuradamente la diferencia entre una mujer y otra.


La botánica no es una ciencia; es el arte de insultar a las flores en griego y latín.


Los celos son una mezcla explosiva de amor, odio, avaricia y orgullo.


La mujer en el paraíso perdido, mordió el fruto del árbol de la ciencia diez minutos antes que el hombre; y ha mantenido después siempre estos diez minutos de ventaja.


La talla de las estatuas disminuye alejándose de ellas; la de los hombres, aproximándose.


Nos gusta llamar testarudez a la perseverancia ajena pero le reservamos el nombre de perseverancia a nuestra testarudez.


El hombre todo lo perfecciona en torno suyo; lo que no hace es perfeccionarse a sí mismo.


Sólo se inventa mediante el recuerdo.


El límite bueno de nuestra libertad es la libertad de los demás.


Estoy de acuerdo en que las sociedades decreten abolir la pena de muerte; pero que empiecen por abolirla los asesinos.


El amor nace de nada y muere de todo.


Todo hombre tiene tres variedades de carácter: el que realmente tiene; el que aparenta, y el que cree tener.


Una mujer que ama a un hombre de talento, le ama menos por el talento que tiene que por el que le reconocen.


La oposición cuida siempre de pedir lo que está segura de no obtener, porque si lo obtuviese dejaría de ser oposición


Toda persona tiene tres caracteres: el que exhibe, el que tiene y el que cree tener


La desgracia acecha y busca: ocultad vuestra felicidad, sed felices en voz baja


La Providencia es el nombre cristiano de bautismo para el azar


En política y en amor el que vence es quien tiene razón.