Juan jose arreola poemas cortos

Juan jose arreola poemas cortos. Encuentra docenas de juan jose arreola poemas cortos con fotos para copiar y compartir.


juan jose arreola poemas cortos


Cuando queda tiempo para aburrirse, yo procuro aburrirme, porque el aburrimiento es una forma de descanso.

Juan José Arreola


El ajedrez es la forma de conformarse del hombre para saciar su sed, su nostalgia de infinito, conformarse en hacer la guerra allí en un espacio limitado pero al mismo tiempo capaz de alojar al infini...

Juan José Arreola



El ajedrez se trata de un duelo de un hombre contra otro, donde lo que es la personalidad del hombre queda comprometida. Cada jugador lucha contra su enemigo interior que es su torpeza o sus hallazgos...

Juan José Arreola


Te Nombraré Veces Y Veces

Te nombraré veces y veces.
me acostaré con vos noche y día.
Noches y días con vos.
Me ensuciaré cogiendo con tu sombra.
Te mostraré mi rabioso corazón.
Te pisaré loco de fur...

Juan Gelman

juan jose arreola poemas cortos


Es mejor una verdad dura, que un engaño, con la verdad se llega a sanar, con la mentira a enfermar.
A veces una verdad duele, pero una mentira mata lentamente.

Maria Jose Ibañez


Alguna Noche

Alguna noche -las fogatas eran
de dolor o de júbilo-
la casa te veía desertar.

Te abrías a una vida
distinta, a un mundo
alegre como los ojos de un dios:
voces mayores, fuegos de artifi...

José Agustín Goytisolo



ANIMAL DE COMPAÑIA

Animal de compañía
busca piso despejado
para sembrar y cazar
como esta recomendado.

En este mundo traidor
las palabras se disfrazan
y las bellas expresiones
nos sirven d...

JUAN MARCOS LLAURADO PONS


Poema de La Despedida

Te digo adiós, y acaso te quiero todavía.
Quizá no he de olvidarte, pero te digo adiós.
No sé si me quisiste... No sé si te quería...
O tal vez nos quisimos demasiado los d...

José Angel Buesa

juan jose arreola poemas cortos


Vida

Después de todo, todo ha sido nada,
a pesar de que un día lo fue todo.
Después de nada, o después de todo
supe que todo no era más que nada.

Grito ¡Todo!, y el eco dice ¡Nada!
Grito ¡Na...

José Hierro


juan jose arreola poemas cortos


Si no existiera la provocación, el relato se cristalizaría en formas estereotipadas. Y si no hay riesgo ¿para qué escribir?.

Juan José Saer

juan jose arreola poemas cortos


vive el día como si fuese el el ultimo en tu dia, para perdon algo primero necesitas perdonate a ti mismo

jose juan

juan jose arreola poemas cortos


El teatro es el arte más maravilloso que existe yo siempre lo llevaré en la sangre

Juan José Videgain


La soledad es una amputación no visible, tan eficaz como si te arrancaran la vista y el oído, y solo con el tacto y la memoria tienes que reconstruir el mundo, el mundo que has de habitar y te habita.

Juan José Millás



No hay camino sin democracia participativa y ésta no puede ser constreñida a dar la opinión una vez cada cuatro años. No, no, y no. Tenemos que buscar caminos para conocer, aceptar y desarrollar nuest...

Juan José Ibarretxe

juan jose arreola poemas cortos


Cuando se termina una obra un escritor se pregunta en algún momento ¿Ahora qué,cual será el paso siguiente?

Juan José Videgain

juan jose arreola poemas cortos


La lluvia obstinada y fría de aquella tarde brumosa, ¡Desbarató muchos nidos y deshojó muchas rosas!

José Juan Tablada

juan jose arreola poemas cortos


Era de esos hombres que no disponen de tiempo ni ocasión para dejar de ocuparse de sí mismos.

José Luis de Juan

juan jose arreola poemas cortos


¡Vascos y vascas! ¡Vulcanianos y vulcanianas! Hoy no soy el lehendakari, sino Míster Spock.

Juan José Ibarretxe

juan jose arreola poemas cortos


El futuro del autogobierno en Euskadi no lo van a decidir en reuniones, usted señor Zapatero, usted señor Rajoy, no van a sustituir ustedes la voluntad de los vascos.

Juan José Ibarretxe

juan jose arreola poemas cortos


No importa; alguna vez,
Dios sabe dónde,
nos veremos las caras
destapadas.

Juan José Cuadros Pérez


Dice muy bien el señor fiscal, que debe ser consultada la voluntad general de los demás pueblos del virreinato; pero piénsese bien en el actual estado de peligros a que por su situación local se ve en...

Juan José Paso


El Estatuto vasco se comprometía a que pudieran ser transferidas una serie de materias a la Comunidad Autónoma Vasca que, sencillamente, no han sido transferidas (?) Y en segundo lugar, el Estatuto de...

Juan José Ibarretxe


Me fascináis los zurdos, de verdad, porque tenéis que aprender a vivir en un mundo hecho por diestros: los interruptores de la luz, las manillas de las puertas, los cajones de las mesas, los grifos de...

Juan José Millás


Los matemáticos no comprenden la realidad hasta que la encierran en una ecuación, pero los burócratas son incapaces de medir el tamaño de una catástrofe (el hundimiento del Prestige) hasta que la tran...

Juan José Millás

juan jose arreola poemas cortos


El verdadero hombre no mira de qué lado se vive mejor, sino de qué lado está el deber.

José Martí


Un pueblo no es independiente cuando ha sacudido las cadenas de sus amos, empieza a serlo cuando se ha arrancado de su ser los vicios de la vencida esclavitud, y para patria y vivir nuevos, alza e inf...

José Martí


juan jose arreola poemas cortos


Yo no sé desde dónde, hacia dónde, ni cuándo regresarás... sé solo que te estaré esperando

José Angel Buesa


Poema Del Renunciamiento

Pasarás por mi vida sin saber que pasaste.
Pasarás en silencio por mi amor, y al pasar,
fingiré una sonrisa, como un dulce contraste
del dolor de quererte ... y jamás lo sabr...

José Angel Buesa


Te Deshojé Como Una Rosa...

Te deshojé como una rosa,
para verte tu alma,
y no la vi.
Mas todo en torno
-horizontes de tierra y de mares-,
todo, hasta el infinito,
se colmó de una esencia
inmensa y v...

Juan Ramón Jiménez


Espera

Y tú me dices
que tienes los pechos vencidos de esperarme,
que te duelen los ojos de tenerlos vacíos de mi cuerpo,
que has perdido hasta el tacto de tus manos
de palpar esta ausencia por el ai...

José Manuel Caballero Bonald


There She Goes...

Mi amor va a la deriva como un barco sin rumbo;
su corazón heridas, sin par, lleva marcadas...
Mi amor se va alejando de sus horas gastadas
y alivio busca sola por los puertos del m...

José Lupiáñez


Bowery Street

Mi placer te creó. Cuando naciste
te destiné ya un hombre. El apropiado
para que él y tú fuerais muy felices.

Modelé tu figura como un barro
precioso, tiernamente, con esmero.
Y forjé ...

José María Fonollosa


Sueños

Embadúrnate el cuerpo,
de oscuridad
y de silencio,
y podrás levantar
la copa de los sueños.

Pasaron superpuestas
ráfagas de recuerdos,
y los nuevos clisés
solo quedan impresos,
mi...

José María Hinojosa

juan jose arreola poemas cortos


Qué Angustia...

QUÉ angustia, en la cumbre
de la desolación.
Y qué desolación,
tan lejos de la cumbre.

José Corredor-Matheos


Cuando, Dormida Tú...

Cuando, dormida tú, me echo en tu alma
y escucho, con mi oído
en tu pecho desnudo,
tu corazón tranquilo, me parece
que, en su latir hondo, sorprendo
el secreto del centro
del mu...

Juan Ramón Jiménez


Saber

El poema nada en un viento y brilla.
No sabe quien es hasta
que lo arrastran aquí, donde
seguramente morirá
a la intemperie de las bestias.
Me gustaría entender a las bestias
para entender mi b...

Juan Gelman


¿es El Mar El Que Brilla...

Ante la tumba de Paul Valéry

¿ES el mar el que brilla
o eres tú, que apareces
disuelto allá en las olas
para gozar de nuevo
lo que cantan tus versos?
Veo el mar ...

José Corredor-Matheos


Son Diurno

Ahora que ya tu calidad es ardiente y dura,
como el órgano que se rodea de un fuego
húmedo y redondo hasta el amanecer
y hasta un ancho volumen de fuego respetado.

Ahora que tu voz no es ...

José Lezama Lima


Kennamore Street

Yo quiero que tú sufras lo que sufro:
aprenderé a rezar para lograrlo.

Yo quiero que te sientas tan inútil
como un vaso sin whisky entre las manos;
que sientas en el pecho el corazó...

José María Fonollosa


El Pozo Seco

Dejé mi copa en el brocal maldito.
Grité hacia abajo, hacia el profundo hueco,
pero el coro sarcástico del eco
me devolvió multiplicado el grito.
Llegaba tarde: el pozo estaba seco.

Un ...

José Angel Buesa