Frases de libros



Deben buscarse los amigos como los buenos libros. No está la felicidad en que sean muchos ni muy curiosos; sino pocos, buenos y bien conocidos.

Mateo Alemán


Mi salvación fue leer, leer los buenos libros, refugiarme en esos mundos donde vivir era exaltante, intenso, una aventura tras otra, donde podía sentirme libre y volvía a ser feliz

Mario Vargas Llosa




Es más necesario estudiar a los hombres que a los libros.

Francisco de La Rochefoucauld


Si un libro se puede leer impunemente, no vale la pena tomarse el trabajo. Cuando los libros están de veras vivos, respiran; y uno se los pone al oído y les siente la respiración y sus palabras son co...

Eduardo Galeano


Como todo el mundo, solo tengo a mi servicio tres medios para evaluar la existencia humana: el estudio de mi mismo, que es el más difícil y peligroso, pero también el más fecundo de los métodos; la ob...

Marguerite Yourcenar


La gente que escribe libros, rara vez son intelectuales. Los intelectuales son gente que hablan sobre los libros que han escrito otros.

Françoise Sagan




Me enojo de cosas, me pongo muy emocional intensa de cosas y así es como lo entiendo a cabo - con los libros, con la banda, por mi cuenta en el escenario, pero siempre es una especie de gemido.

Henry Rollins


Los libros poseen siempre más ingenio que los hombres con quienes nos encontramos.

Louise de Vilmorín




Por grandes y profundos que sean los conocimientos de un hombre, el día menos pensado encuentra en el libro que menos valga a sus ojos, alguna frase que le enseña algo que ignora.

Mariano Jose de Larra


No hay dos personas que lean el mismo libro.

Edmund Wilson


Un libro hermoso es una victoria ganada en todos los campos de batalla del pensamiento humano.

Honoré de Balzac


Ante ciertos libros uno se pregunta: ¿quién los leerá?. Y ante ciertas personas, uno se pregunta. ¿qué leerán?. Y al fin, libros y personas se encuentran.

André Gide


Estamos progresando. En la edad media me habrían quemado y ahora se conforman con quemar mis libros.

Sigmund Freud


Nuestros libros, en cuanto dejan nuestras manos, tienen vida propia.

Natalie Zemon Davis


Me pasé la mañana luchando con la sensación de volutas descarriadas de un mundo intentando filtrarse por las grietas de otro. ¿Conocéis la sensación de empezar un libro nuevo antes de que el recuerdo ...

Diane Setterfield


Un examen detallado del libro del obispo me ha convencido de que este no es una representación actualizada de los resultados de la erudición moderna, sino, por el contrario, es una revitalización de u...

Frederic Kenyon


Antes de casarse, Emma se había creído enamorada; pero como la felicidad que hubiera debido resultar de aquel amor no había llegado, pensó que necesariamente debía de haberse equivocado. Y trataba de ...

Gustave Flaubert


Nuestros legisladores no han aprendido todavía el valor comparativo del libre cambio y la libertad, la unión y la rectitud hacia la nación. No tienen genio ni talento para hacerse preguntas humildes s...

Henry David Thoreau


¡LA fatiga de ser amado, de ser amado de verdad! ¡la fatiga de ser objeto del fardo de las emociones ajenas! Convertir a quien quisiera verse libre, siempre libre, en el chico de los recados de la res...

Fernando Pessoa


No sabemos cómo quería Copérnico que se llamara el libro.

Nicolás Copérnico


Cuando dejó libre la imaginación para contrastar el pasado y el presente, volvió agradecido a un libro, pues la lectura es lo único que puede ejercitar la mente y ahuyentar los pensamientos desagradab...

Jane Austen


Una vez visto mi modo de explicar el miedo que te tengo, podrías responder:

«Tú afirmas que yo simplifico las cosas cuando te doy toda la culpa de la relación que tengo contigo, pero creo que ...

Franz Kafka


COn libros, mi vida sería posible... toda vida lo sería.

Oscar Wilde


Vivo entre dos mundos. La mitad del tiempo me gusta hacer las labores domésticas, me importa mucho mi aspecto, me interesan mucho los hombres y coqueteo maravillosamente (quiero decir que realmente le...

Joanna Russ


Al lector se le llenaron de pronto los ojos de lágrimas,
y una voz cariñosa le susurró al oído:
?¿Por qué lloras, si todo
en este libro es de mentira?
Y él respondió:
?Lo sé;
pero lo...

Ángel González


Los libros están para recordarnos lo tontos y estúpidos que fuimos.

Ray Bradbury


Se creen sabios porque han juntado un montón de libros y se lo han comido. Me da risa, porque en realidad son buenos muchachos y viven convencidos de que lo que estudian y lo que hacen son cosas muy d...

Julio Cortázar


No hay estadounidenses libres en este pais hasta que todos lo seamos.

Jackie Robinson


Más libros, más libres.

Enrique Tierno Galván


Padre, me has hecho tu hijo por medio de tu Espíritu. En tu bondad, me adoptaste y me libraste del pecado y la muerte. Recuérdame hoy lo que significa ser tu hijo y estar libre de esa ley. Me resulta ...

Max Lucado


A veces vuelvo a leer mis libros de la escuela y me doy cuenta de que no tienen ningún contacto con la vida real, no enseñan nada de lo que vas a necesitar en la vida. A los ocho años, cuando escuché ...

Bruce Springsteen


¿Por qué correr estando libre y solo ver que nadie espera en destino? El árbol sabe descender, hacia el calor del centro mismo del abismo.

Luis Alberto Spinetta


Discutir con desconocidos anónimos en internet es un juego de idiotas porque casi siempre resultan ser ? o son indistinguibles de ? quinceañeros petulantes con cantidades infinitas de tiempo libre.

Neal Stephenson


Uno es los libros que ha leído, la pintura que ha visto, la música escuchada y olvidada, las calles recorridas. Uno es su niñez, su familia, unos cuantos amigos, algunos amores, bastantes fastidiosos....

Sergio Pitol


Por encima de todo, la ladrona de libros ansiaba volver al sótano a escribir o leer su historia una vez más. Ahora que lo pienso, sin duda se le veía en la cara. Se moría de ganas de reencontrar esa s...

Markus Zusak


Hay libros que no parecen escritos para que la gente aprenda, sino para que se entere que el autor ha aprendido algo.

Johann Wolfgang von Goethe


Los espíritus más libres y ligeros nos anuncian, con sus corrientes, el tiempo futuro. El viento del valle y las opiniones de la plaza pública sólo nos hablan del pasado.

Friedrich Nietzsche


Hay dos clases de felicidad. Una nos llega cuando las circunstancias son placenteras y estamos relativamente libres de problemas. El inconveniente con esta clase de felicidad es que es fugaz y superfi...

Billy Graham


Humean montañas de basura a ambos lados de la carretera. Seres andrajosos suben y bajan por ellas. Un adolescente, recostado sobre una pila de cartones y trapos, lee.
Ha encontrado un libro y lo le...

José Sbarra


Me llamo Boris Balkan y una vez traduje La Cartuja de Parma. Por lo demás, las críticas y recensiones que escribo salen en suplementos y revistas de media Europa, organizo cursos sobre escritores cont...

Arturo Pérez-Reverte